Llegué por el dolor a la alegría.
Supe por el dolor que el alma existe.
Por el dolor, allá en mi reino triste,
Un misterioso sol amanecía.

José Hierro

miércoles, 3 de marzo de 2021

El arte de pensar. Cómo los grandes filósofos pueden estimular nuestro pensamiento crítico, de José Carlos Ruiz.

"Quién nos iba a decir que en pleno siglo XXI la felicidad se convertiría en un instrumento de tortura. Soportamos una maldición que pasa inadvertida para la mayoría de las personas: la maldición de la felicidad. Nos han condenado a ser felices por obligación, y lo que es más preocupante, por imitación. Y lo han hecho de una manera tan sutil y sofisticada que hemos llegado a creer que la idea es nuestra. Nos han sugestionado para sentirnos felices, pero ojo, que sentirnos felices no es lo mismo que serlo. Porque esta tiranía parte de una concepción interesada sobre una felicidad sentimental, emocional y ligera, algo instantáneo y fácil de adquirir. Nos han convertido en drogodependientes emocionales. La condena está clara, castigados de por vida a inyectarnos esa felicidad postiza, caemos en una búsqueda incesante de dosis en cualquiera de sus variantes, que se enmarcan dentro de la palabra de moda: Tendencias. Estas tendencias están relacionadas con el consumo experiencial, pues ahora lo que vende son las experiencias, las sensaciones que nos perturben, que nos trastornen, que nos exciten y sean capaces de alterar nuestro estado de ánimo, eso sí, siempre asociado a emociones positivas. Cada día diseñan nuevas dosis, a cual más apetecible, y han logrado tener una oferta tan sustancial y estimulante que es imposible probarlas todas."

                                                                         
"El sistema ha logrado prefabricar una idea popular de felicidad instantánea y soluble asociada al hiperconsumo, tanto emocional como material [...] Se ha impuesto la dictadura de la acción frente a la reflexión y es más urgente que nunca reavivar el pensamiento crítico que agoniza"

-El arte de pensar. Cómo los grandes filósofos pueden estimular nuestro pensamiento crítico. José Carlos Ruiz.

                                                                             ***

Por lo general, los libros de autoayuda parten de una premisa falsa fácil de contrastar. La mayoría sostienen que podemos conseguir cualquier meta que nos propongamos y que la felicidad plena está al alcance de cualquiera, dándonos formulas que nos garantizarán una vida de éxito. Un éxito casi siempre focalizado al ámbito laboral, a lo material, al dinero. Estos libros escritos por coach y gurús del pensamiento positivo lanzan el mensaje de que el único responsable de tu éxito o tu fracaso eres tú, afirmando que cada uno es dueño de su destino. Dicen sin despeinarse que las personas que están motivadas y se esfuerzan pueden conseguir cualquier objetivo que se propongan, cualquier meta, cualquier sueño que tengan. Lo cierto es  que  cualquiera con criterio y sentido común sabe que esto es mentira, que estas sentencias no se cumplen en la mayoría de los casos. El problema es que mucha gente cree que esto es verdad y acaba llena de frustración cuando los objetivos desproporcionados que se han impuesto no se cumplen. 

El coaching personal actual empezó en el entrenamiento deportivo, técnicas para motivar a deportistas antes de un partido o una competición. Con el tiempo lo empezaron a utilizar las empresas para mejorar el rendimiento de sus trabajadores y sus cuentas de resultados. En la actualidad está por todas partes vendiendo un paquete de felicidad superficial, materialista e infantil a todo el que esté dispuesto a pagar por sus libros o sus conferencias. Psicólogos y psiquiatras ya han alertado de las averías emocionales que pueden crear estos coach y gurús de la motivación que parten de una falsa idea de la meritocracia y la igualdad. Una idea muy dañina que proclama que todos tenemos las mismas oportunidades. En el desarrollo de la vida de una persona hay muchos factores que no podemos controlar: nivel económico y social, circunstancias personales etc. No todos empezamos la partida desde la misma casilla de salida. Uno se pregunta entonces por qué tienen tanto éxito este tipo de libros, ¿por qué los coach y los gurús de la motivación arrastran a tanta gente?. En El arte de pensar, José Carlos Ruiz afirma que la sociedad hipermoderna actual, fomenta buscar soluciones rápidas y sencillas que conlleven poco esfuerzo, o referentes muy alejados de las  posibilidades de cada persona. El pensamiento crítico, pararse a pensar, ir a la raíz de los problemas no venden mucho en estos tiempos.



En este libro sencillo y didáctico,  José Carlos Ruiz no da formulas para conseguir la felicidad plena, ni recetas para evitar el sufrimiento, tampoco afirma que podamos conseguir cualquier meta que nos propongamos. Su libro es una invitación a desarrollar nuestro pensamiento crítico, a pensar por nosotros mismos entendiendo nuestras circunstancias, nuestra perspectiva y nuestro contexto para a partir de ahí tomar nuestras propias decisiones y construir nuestro proyecto de vida. Tener pensamiento crítico y criterio no es tarea sencilla en estos tiempos de posverdad en el que tenemos toneladas de información interesada a golpe de ratón. El sistema invita a que demos por buena y verdadera la información más afín a nuestra circunstancia personal o ideología política, tendemos a quedarnos con la información que nos reafirma en nuestras ideas y convicciones, o buscamos soluciones que requieran poco esfuerzo. El arte de pensar nos ayuda a activar nuestro pensamiento crítico haciendo un recorrido por el legado de los grandes filósofos. Si hay algo que nos enseña la filosofía y que nos ha enseñado la historia  es que si no pensamos por nosotros mismos, otros pensarán por nosotros.